¿El Ácido Fusídico Sirve Para los Hongos?

¿El Ácido Fusídico Sirve Para los Hongos?Estoy seguro de que, si padeces una infección provocada por hongos en cualquier zona de tu cuerpo, has oído hablar del ácido fusídico.

De hecho, son muchas las cremas disponibles en las farmacias que están elaboradas a partir de este principio activo.

Sin embargo, ¿son recomendables para el problema que padeces?

Aquí voy a aclarar tus dudas y a explicarte todo lo que debes saber en torno esta sustancia.

¿Por qué no debes usar ácido fusídico para combatir tus hongos?

Como ya habrás deducido por el titular, mi consejo es que no utilices productos elaborados a partir de ácido fusídico para combatir tu problema de hongos.

Esto se debe, en primer lugar, a que no es una sustancia antifúngica, sino bacteriostática.

Esto quiere decir que tampoco mata a las bacterias que se acumulan en las heridas generadas por estos microorganismos y que provocan la infección, sino que solo evita que se reproduzcan.

Algunos estudios parecieron indicar que el ácido fusídico es útil para acabar con los hongos y que tiene prestaciones fungicidas, pero lo cierto es que no existen evidencias científicas concluyentes acerca de ello.

Lo que está claro es que no funciona sobre todos y, en algunos casos, su uso puede ser contraproducente.

Además, puede llegar a producir efectos secundarios bastante desagradables como irritaciones en la piel y eccemas.

De hecho, su consumo es especialmente desaconsejable en el caso de aquellas personas que toman fármacos de atorvastatina para sus problemas de colesterol e hipertensión ya que se han producido algunos casos de rabdomiolisis, una enfermedad potencialmente mortal.

¿Qué alternativas existen al ácido fusídico?

¿Qué alternativas existen al ácido fusídico?

Ahora que ya te he explicado por qué creo firmemente que no debes utilizar ácido fusídico para el problema de hongos que padeces, llega el momento de que te proporcione algunas interesantes alternativas naturales mucho más efectivas y económicas.

Por ejemplo, puedes empezar aplicando, en caso de que la infección esté bastante extendida, un ungüento elaborado a partir de un diente de ajo triturado, 10 o 12 gotas de limón y una pizca de sal sobre la zona afectada para eliminar por completo las bacterias acumuladas.

Asimismo, el ajo se encargará de empezar a debilitar los hongos, si bien es cierto que no debes mantenerlo en contacto con tu piel más de 10 minutos, especialmente, si se trata de un área delicada.

Este ungüento lo puedes complementar aplicando aceites esenciales de orégano, planta de árbol de té y manzanilla, que son plantas de marcado carácter antimicótico.

Asimismo, no pierdas la oportunidad de darte baño de agua caliente con bicarbonato de sodio o vinagre de sidra de manzana.

Estos elementos destacan por su carácter alcalino y, por ello, eliminan el exceso de acidez del pH de tu piel, lo que impide que los hongos sigan reproduciéndose y proliferando.

Hazme caso, deja de utilizar cremas elaboradas a partir de ácido fusídico y apuesta por tratamientos naturales como los que te acabo de comentar.

Puedo asegurarte que, al igual que me sucedió a mí en su momento, podrás decir adiós a los hongos definitivamente en muy pocas semanas.

Este es el final del artículo. Sin embargo aún tengo algo más para decirte...

¿Quieres saber por qué realmente no has logrado curar tus hongos hasta ahora?

Lo que mencioné en este artículo es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para eliminar los hongos para siempre.

Yo estaba en la misma situación que tú. Hasta que empecé a seguir un método que me ayudó a curar los hongos para siempre.

Si quieres saber cuál es el método que seguí y cómo lo puedes poner en práctica...

Haz clic aquí para mostrarte este método para que puedas eliminar los hongos para siempre

click aquí

Exitos!!!

Jorge

¿Te ha servido el artículo? Comparte!
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *