¿El Aceite de Ricino Sirve Para los Hongos?

¿El Aceite de Ricino Sirve Para los Hongos?Posiblemente, si has llegado hasta esta entrada es porque estás tan desesperado por los hongos que han hecho acto de presencia en tus pies, tus uñas, tus axilas o en cualquier otra zona como lo estuve yo hace algún tiempo.

Y es que, en varios momentos, creí que no podría superar mi problema y que viviría eternamente sintiendo dolor, picor y escozor y expidiendo mal olor cada vez que me descalzaba.

Sin embargo, no te preocupes. Has llegado al lugar indicado.

Aquí voy a hablarte acerca de las muchas propiedades que tiene el aceite de ricino respecto a la sanación de las infecciones por hongos que ahora mismo padeces en cualquier parte de tu cuerpo.

Además, te explicaré cómo debes usarlo para que resulte inocuo y para que puedas aprovecharte de sus múltiples cualidades.

¿Por qué el aceite de ricino es conveniente para tu problema de hongos?

Lo primero que debo decirte es que no creas a aquellos que dicen que el aceite de ricino no es eficaz para los hongos.

Y es que muchas personas, por desconocimiento sobre la materia y desconfianza, creen equivocadamente que las propiedades antifúngicas de este elemento están presentes únicamente en la planta a partir de la cual se elabora, cosa que no es cierta.

Sin embargo, en este punto, no puedo olvidar comentarte que, a pesar de que puede parecerte un proceso sencillo, nunca debes tratar de fabricar este tipo de aceite tú mismo.

Esto se debe, fundamentalmente, a que las semillas de la planta ‘Ricinus communis’, que es de la que se extrae el aceite de ricino, son tóxicas, cosa que no sucede con su aceite.

Sin embargo, si la manipulas incorrectamente, puedes sufrir efectos secundarios.

Teniendo en cuenta su bajo precio y lo fácil que es de conseguir en cualquier herbolario o farmacia, no merece la pena que te arriesgues.

El principio activo del aceite de ricino es el ácido ricinoleico, un ácido graso omega 9 que, tradicionalmente, se ha utilizado en el universo de la medicina natural como purgante.

De hecho, suministrado por vía oral en una dosis de entre 10 y 30 mililitros, produce la depuración del intestino delgado y grueso.

En dosis más elevadas puede ocasionar diarrea aguda y vómitos.

He hecho mención a esta sustancia porque posee propiedades adicionales estrechamente ligadas con la eliminación de los hongos.

Eso sí, teniendo en cuenta los efectos secundarios que te acabo de citar, no voy a recomendarte que ingieras aceite de ricino por vía oral para el tratamiento frente a tus hongos.

Y es que, a pesar de que también podrías aprovechar sus propiedades antimicóticas, sería contraproducente.

El ácido ricinoleico, por un lado, es un potente antimicótico, por lo que se encarga de eliminar los hongos presentes en la zona del cuerpo afectada nada más entrar en contacto con él.

Por otro lado, la ser un ácido graso omega 9, facilita la circulación sanguínea en el interior del organismo, lo que se traduce en una mayor facilidad del sistema inmune para llegar al área afectada y combatir la acción de estos microorganismos perjudiciales.

¿Por qué el aceite de ricino es conveniente para tu problema de hongos?

¿Cómo utilizar el aceite de ricino contra los hongos?

El método de aplicación del aceite de ricino contra los hongos de los pies es bastante sencillo. De hecho, consiste, fundamentalmente, en su aplicación directa.

Para ello, basta con utilizar un trozo de algodón y ponerlo directamente sobre la herida que estos microorganismos hayan generado sobre la zona.

De hecho, debido a que no provoca irritaciones en la piel, mi consejo es que lo hagas a última hora de la noche y, ayudándote de una gasa y un esparadrapo, crees un vendaje con el que puedas dormir.

A la mañana siguiente, nada más levantarte, retíralo, lava bien la zona y vuelve a aplicar el remedio.

Sin embargo, debo hacerte una serie de aplicaciones previas.

Por ejemplo, si la infección por hongos se encuentra en una uña, es conveniente que, antes de aplicar el tratamiento que te acabo de comentar, limes su superficie con el propósito de eliminar el tejido que se ha desprendido por culpa de la acción de estos seres unicelulares.

Además, es interesante que utilices un bastoncillo para los oídos o un lápiz blanqueador para poder aplicar el aceite de ricino también en la cara inferior de la uña.

Por su parte, en otras zonas puede costarte lograr que penetre el aceite de ricino hasta el lugar en el que se encuentran los hongos.

De hecho, es posible que, por culpa de su acción, hayan acabado produciéndose infecciones y acumulaciones de bacterias que deberás eliminar de antemano.

La mejor manera de lograr todos estos objetivos es mediante la aplicación de un baño de sal marina con anterioridad al remedio de aceite de ricino.

¿Cómo utilizar el aceite de ricino contra los hongos?

Solo tienes que añadir una cucharada grande sal por cada 100 mililitros de agua que necesites para conseguir un remedio efectivo que destaque por su poder antiséptico y que ablande la piel para lograr que el aceite de ricino llegue a las capas más profundas con facilidad.

En concreto, basta con mantener dentro la zona afectada durante 20 o 25 minutos.

También puedes añadir el jugo de un limón recién exprimido en el caso de que la infección esté bastante acentuada. Sé que será doloroso, pero merecerá la pena.

También puedes combinar el aceite de ricino con aceites esenciales de plantas como el orégano, la manzanilla, el árbol de té o la caléndula ya que también tienen propiedades antimicóticas muy acentuadas que te serán de gran utilidad.

Sin embargo, estos deben actuar, única y exclusivamente, como complementos del ácido ricinoleico.

Puede que te parezca imposible pero, desde mi propia experiencia, puedo decirte que la naturaleza te brinda todo aquello que necesitas para acabar, de una vez por todas, con el problema de hongos que padeces.

Por este motivo, te aconsejo que, a partir de hoy, te dejes ayudar por el aceite de ricino y por el resto de remedios que te he comentado. Mucho antes de lo que imaginas estarás listo para seguir con tu vida normal.

Este es el final del artículo. Sin embargo aún tengo algo más para decirte...

¿Quieres saber por qué realmente no has logrado curar tus hongos hasta ahora?

Lo que mencioné en este artículo es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para eliminar los hongos para siempre.

Yo estaba en la misma situación que tú. Hasta que empecé a seguir un método que me ayudó a curar los hongos para siempre.

Si quieres saber cuál es el método que seguí y cómo lo puedes poner en práctica...

Haz clic aquí para mostrarte este método para que puedas eliminar los hongos para siempre

click aquí

Exitos!!!

Jorge

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *